Jueves, 18 Abril 2024
Buscar
Despejado
3.8 °C
El tiempo HOY

Soria

TRIBUNA / Mayoría absoluta: no, por favor

Regino Páramo llama la atención en este artículo de opinión sobre el peligro para la atención al interés público que suponen las mayorías absolutas en los gobiernos democráticamente elegidos, pero que se perpetúan en el poder. Y pone el ejemplo del Ayuntamiento de Soria, con el mismo partido político y las mismas personas en los mismos cargos durante las últimas tres legislaturas, finalizando con una llamada al voto de todos los sorianos.

TRIBUNA / Mayoría absoluta: no, por favor

 Vivimos en un país en que las mayorías absolutas han supuesto tradicionalmente la anulación de los partidos de la oposición mediante el permanente desprecio de sus propuestas sin siquiera analizarlas. Algo parecido al “me opongo” de alguna oposición sin saber de qué vaya cualquier iniciativa del gobierno.

 Mayorías absolutas que propician la corrupción en las esferas del poder alcanzadas. Qué decir de las mayorías absolutas instaladas de forma permanente gracias a los votos de sus partidarios. Por eso son imprescindibles estrictos controles y una legislación rigurosa -o tradición aceptada- que ponga límites a la arbitrariedad de esas mayorías. De eso tratan los recientes procesos por corrupción a líderes políticos en distintos países, incluido el nuestro, claro está. Corrupción en sus muy diversas formas, incluido el “amiguismo”, ajeno al interés público y tan próximo al particular. Detrás de la cruz está el diablo, reza el dicho popular. Detrás de las mayorías absolutas está el riesgo de la corrupción. 

Tenemos en Soria un gobierno municipal con mayoría absoluta del PSOE y las mismas personas en los mismos cargos durante los últimos doce años. Y para una gran parte de la población soriana esto es una anomalía que debiera corregirse en estas elecciones. Es opinión muy extendida que si SoriaYa concurriera sería el fin de la actual mayoría absoluta del PSOE (no es previsible la de ninguna otra fuerza política). Pero no concurre, lo que deja la decisión en manos de los sorianos que decidan dar su voto a otros partidos políticos.

Como muestras de la deriva del actual equipo de gobierno municipal contraria a lo que llamamos interés público y que obligan a preguntarse para quién trabaja realmente el actual equipo de urbanismo del gobierno municipal, presento a continuación cuatro asuntos que me han llamado la atención en los últimos meses y que atañen a algo tan trascendental para la ciudad como es la gestión del Urbanismo. Sin entrar en la pasión adoquinal del alcalde (bien por Blanca Casado por su hallazgo: Carlópolis) ni en el derroche en pequeñas actuaciones electoralistas. Los cuatro tratan del Plan General de Urbanismo de Soria y de sus modificaciones. Allá van.

Todo lo que sigue, salvo el tema del Solar del Circo y los comentarios particulares, están extraídos de informaciones publicadas en la prensa soriana, que, disciplinadamente, he dado por ciertas. Si algún dato recogido fuera erróneo adelanto mis disculpas, pero, aún así, no alteraría en nada la tesis mantenida en el artículo.

Plan General de Ordenación Urbana. En 2006 se aprobó el vigente Plan con el voto contrario del PSOE. Desde entonces, en los 16 años transcurridos con el mismo gobierno del PSOE se han aprobado innumerables modificaciones de dicho Plan (34 dicen los entendidos, dos por año), y parece que todas ellas a propuesta de promotores privados. Si en 2006 el PSOE votó en contra del Plan, ¿cómo es que en estos 16 años no ha promovido una revisión del mismo? Más sencillo: ¿cuántas modificaciones de las aprobadas lo han sido por iniciativa municipal y en qué consisten, si es que hay alguna? El presidente de la Cámara de Comercio e Industria, D. Jesús Moya, sí que lo tenía claro en 2006: “lo importante es tener un documento sobre el que poder trabajar y realizar las modificaciones que sean necesarias”. O sea, que durante estos 16 años el incombustible equipo de gobierno del PSOE ha trabajado para los promotores inmobiliarios, que, dicho sea de paso, han logrado hacer de Soria un desastre de ciudad, carente de belleza urbana y de equipamientos sociales.

Y ahora salen en sus proclamas electorales con la necesidad de revisar el Plan. Y se le llena la boca al alcalde con la ciudad compacta… que ya prometía en la campaña de 2011 y que la realidad ha sido, con su mano de hierro, todo lo contrario. Se ha impuesto, con la venia del Ayuntamiento, la construcción especulativa de bloques aislados de viviendas, sin equipamientos ni espacios públicos colectivos que permitan hacer una vida de barrio. Coche para todo, hasta para comprar una barra de pan.

Pajaritos II. La ya famosa quinta planta. Al margen del embrollo organizado por el PSOE para intentar legalizar lo ilegalizable, es interesante analizar el contenido económico del disparate. Disparate para la mayoría ajena al negocio, no para sus protagonistas.

Me gustan los números; vamos a ellos. La promotora Domus Nebrija compró a DOS PARTICULARES en 2021 la finca en que se celebran los festivales de Las Ánimas por 400.000 euros, cifra redonda, ciertamente. Particulares que la compraron a Caja Rural de Soria en 2017/2018; el precio de esta compra no se ha publicado, pero Caja Rural tenía puesta a la venta esa finca por 100.000 euros (¿conseguirían tan afortunados DOS PARTICULARES alguna rebaja en el precio?). Sin duda un buen pelotazo.

 Si en los planes del Ayuntamiento de Soria estaba conseguir la propiedad de esa finca, bien podría haber pujado por ella ante la Caja Rural, aunque los hechos desmienten esa posibilidad (quizás estaba en marcha la compra millonaria del ruinoso palacio de los Alcántara). Y ahora tanto Domus Nebrija (genial) como  el mismo Ayuntamiento aceptan una valoración de esa finca, casualmente, en 267.976 euros para permutarla por terrenos propiedad del Ayuntamiento valorados, casualmente, en 276.654 euros. Cualquiera puede preguntar por los DOS PARTICULARES y echar cuentas, como dicen los pastores.

Claro, que, en la línea de desprecio a opiniones contrarias, no se sonroja el equipo de gobierno del PSOE al afirmar, con “la cara más dura que el cemento”, como gusta de decir el alcalde, que tan escandalosa operación urbanística “podrá permitir una mejora en la ordenación prevista del sector” y que la normativa urbanística “es clara en este aspecto y de ella se deduce que una mejor ordenación es siempre de interés público” (texto y comillas de la prensa soriana). Sólo un  comentario: ¿nos toman por retrasados mentales? Por Dios bendito, que diría Doña Leonor del Río.

Solar del Circo, avenida de Valladolid- calle García Solier. Como he desvelado en un reciente artículo (“Vamos al circo”, 25 de abril en El Mirón), no veo dónde está el “interés público” de la modificación del Plan General aprobada por el gobierno del PSOE. Con los números aportados se trataría de una trampa bien instrumentada para poder aumentar la edificabilidad máxima permitida por el Plan General hasta en un 70%. A costa, naturalmente, del interés público, en este caso la supresión de una amplia calle peatonal que conectaría la avenida de Valladolid con la calle García Solier y el injustificable aumento de alturas en la avenida de Valladolid. Probablemente se trate de otra importante mejora -para la propiedad de los terrenos- de la ordenación prevista por el Plan General. “Manda güevos”, que diría el almirante.

Cerro de los Moros. ¿Qué más hace falta decir sobre este asunto para evidenciar la dejación de funciones del Ayuntamiento en beneficio exclusivo e innecesario de un determinado promotor privado y en contra del interés público? Los artículos publicados por D. Ricardo Mínguez y D. Saturio Hernández demuestran lo anterior. Uno de los asuntos que motivó el voto del PSOE en contra del Plan General de 2006 y que en los 16 años que lleva gobernando el Ayuntamiento no ha intentado siquiera modificar. Ni el mundo de la Cultura, ni la misma legislación urbanística, ni las más de ocho mil firmas recogidas en contra del proyecto han alterado la política de este equipo del PSOE de plegarse a las propuestas de los promotores privados de modificación del Plan General.

Es seguro que si el PSOE no hubiera logrado la mayoría absoluta en el Ayuntamiento en las tres últimas legislaturas, los casos ahora recordados no hubieran tenido el recorrido claramente contrario al interés público que se atreven a invocar.

Por eso es tan importante para esta ciudad que los asuntos relativos a su futuro desarrollo urbano tengan que ser debatidos y consensuados por los diferentes partidos políticos que obtengan representación en el Ayuntamiento; que no se repita la situación de mayoría absoluta de ningún partido.

Y por eso, a la vista de las seguramente interesadas encuestas, me permito hacer un llamamiento a todas y todos los sorianos desilusionados de la política, decepcionados por los políticos, abandonados o ignorados por el Ayuntamiento, a todas y todos los sorianos que no tengan decidido ya su voto al PSOE, que acudan a votar a otro partido político (por favor, no a Vox) para evitar una nueva mayoría absoluta con el mismo equipo de gobierno que ha ignorado el significado de la transparencia y la participación ciudadana en los asuntos públicos de la ciudad.

Recordemos al presidente J. F. Kennedy: “No preguntes qué puede hacer tu país por ti; pregunta qué puedes hacer tú por tu país”. Es el momento. Por Soria 

Fdo: Regino Páramo

Comparte esta noticia

Últimas fotogalerías

Sección: soria

Subsección: Soria

Id propio: 71321

Id del padre: 9

Vista: article

Ancho página: 0

Es página fotos: 0

Clase de página: noticia