Miércoles, 21 Febrero 2024
Buscar
Cubierto
9.2 °C
El tiempo HOY

reportajes

N-122, carretera maldita

108 víctimas desde 1997 en la N-122

En la última década concentra una de cada tres víctimas 

Los conductores que utilizan las carreteras de la provincia  tienen que sortear el peligro de hacerlo por carreteras convencionales. En la última década, 346 personas han perdido la vida en el asfalto de la red de carreteras en la provincia. Una de cada tres víctimas, lo es de la N-122, la que en el futuro tiene que ser la autovía del Duero. 

En 1997, el Ministerio de Fomento dio el primer paso administrativo para convertir en autovía la N-122. Desde esta fecha hasta ahora, una década, 108 personas han perdido la vida en esta carretera convencional que atraviesa la provincia de este a oeste.
Las estadísticas oficiales de la Jefatura provincial de Tráfico confirman que una de cada tres víctimas mortales en las carreteras de la provincia han tenido en este tiempo como escenario la N-122, a su paso por la provincia.

el peligro de las carreteras convencionales
En total, 346 personas han fallecido en la red de carreteras con la que cuenta la provincia en la última década. De ellas, el 87 por ciento han tenido como escenarios las carreteras de doble sentido de circulación, menos seguras que las autovías. Las cifras son bien elocuentes: 303 fallecidos en carreteras convencionales, frente a 43 en la autovía de Aragón, la única vía de alta capacidad que atraviesa hoy la provincia.
Image
más accidentes en carreteras nacionales
Las estadísticas dejan más conclusiones. La mayoría de las víctimas mortales (239) se concentran en las cuatro carreteras nacionales principales que atraviesan la provincia (N-122, N-111, N-234 y la citada autovía de Aragón). Detrás de la N-122, entre Ágreda y Langa de Duero, la carretera más peligrosa es la N-111, con 58 víctimas mortales en la última década. Le sigue la A-2, con 43, y la N-234, con 30.  Entre las carreteras comarcales, las que suman más víctimas mortales es la 116, con 23, seguida de la 101 -entre Ágreda y Almazán, la que soporta mayor tráfico pesado en la provincia-,
con 18.
En la subdelegación del Gobierno en la provincia hay preocupación por el aumento significativo del número de accidentes con víctimas mortales en el último año.

PLAN ESPECÍFICO  PARA REDUCIR LAS VÍCTIMAS
En marcha hay un plan específico con el objetivo de reducir los accidentes mortales. El descenso de velocidad, constatado desde la entrada en vigor del permiso por puntos, no ha traído aparejada una reducción del número de víctimas.
Los expertos en Tráfico han constatado que el doble sentido de circulación significa doble peligro para los conductores. Hay un dato revelador: en 2006, el 69 por ciento de los muertos (2.059) se produjo en vías con dos sentidos de circulación.

¿por qué tienen más accidentes?
Los expertos achacan la mayor siniestralidad de las carreteras convencionales a que en una misma calzada se juntan sentidos contrarios de circulación. En autovía, apuntan, se hace una conducción más relajada; el conductor sólo se preocupa de no rebasar el límite de velocidad. En las convencionales, en cambio, el conductor tiene que estar atento a otras cosas,  como adelantamientos, curvas, intersecciones, más señalización... La salida de la vía y la colisión entre vehículos son los dos tipos de accidentes más frecuentes en las carreteras sorianas. En la mayoría de los casos, el motivo no es otro que infracciones del conductor.
Comparte esta noticia

Últimas fotogalerías

Sección: reportaje

Subsección: Reportaje

Id propio: 103

Id del padre: 45

Vista: article

Ancho página: 0

Es página fotos: 0

Clase de página: noticia