Domingo, 21 Abril 2024
Buscar
Despejado
6.2 °C
El tiempo HOY

sociedad

Diez curiosidades de la Semana Santa en España

España tiene a gala ser uno de los países de tradición cristiana con más variedad y riqueza de tradiciones en torno a la Semana Santa. Les invitamos a conocer diez curiosidades.

La originalidad de la Sed en Sevilla

Antiguamente, en la Hermandad de los Estudiantes, de Sevilla, existía la leyenda que los hermanos penitentes llevaban una cruz por cada asignatura suspensa ese año. ¿Verdad o historieta? Pese a no saberse a ciencia cierta lo que hay de verdad, es una de las historias más sonadas de la Semana Santa sevillana.

El Cristo de la Sed es el único Crucificado que procesiona en Semana Santa con las piernas cruzadas. Es además la cofradía que más horas se pasa en la calle.

El Gobierno indulta a un prisionero

La Semana Santa es una semana de perdón y por ello son varias las cofradías que piden el indulto al Gobierno, al amparo de la “Ley de 18 de junio de 1870 estableciendo reglas para el ejercicio de la gracia del indulto´. Se suele apostar por reclusos que hayan presentado una buena conducta, cuyos delitos sean menores y su pena esté a punto de cumplirse.

El Volatín en Tudela

Es una tradición que se repite cada Sábado Santo a las diez de la mañana. El acto empieza con un breve pregón y después del discurso se coloca el muñeco “volatín” con un petardo en la boca. Una vez que se enciende el petardo lo comienzan a mover de un lado para otro, perdiendo éste la ropa que lleva puesto y que suele representar a un personaje del que se ha hablado en los últimos meses.

El muñeco de madera emula la muerta de Judas Iscariote- el discípulo que traiciono a Jesús a cambio de 30 monedas de plata-, y se zarandea desde el balcón de la Casa del Reloj de la Plaza de los Fueros.

Fue la Cofradía del Santísimo Sacramento la responsable de mantener esta tradición hasta que desapareció y el Ayuntamiento recogería esta costumbre años después.

El borracho Genarín en León

En recuerdo a la vida de los bares, todos los Jueves Santo tiene lugar sobre la medianoche desde la Plaza del Conde de Luna, en León, y apodado como “la celebración de los borrachos” el Entierro de Genarín, en honor al santo del orujo.

Es una fiesta pagana, que no forma parte del programa oficial de Semana Santa leonesa, pero que, sin embargo, es una de sus señas de identidad.

Sus devotos recorren el caso antiguo y el Barrio Húmedo de León bebiendo orujo en honor a un hombre bohemio, mujeriego y frecuentador de tabernas y burdeles llamado Genarín. Éste falleció borracho de orujo y atropellado por un camión de basura el Jueves Santo de 1929 y sus amigos, llamados los “4 Evangelistas” decidieron fundar la Hermandad de Nuestro Padre Genaro para rendirle homenaje y rememorar sus vivencias.

Tambores en Calanda

Cada Viernes Santo, a las doce del mediodía, miles de calandinos y visitantes, vestidos con túnica y tercerol morados, se concentran en la plaza de España de la localidad turolense de Calanda. La “rompida" es simplemente el sonido de miles de tambores que conmemoran el fallecimiento de Jesús, y que no cesan hasta las 14:00 horas del Sábado Santo, una tradición folclórica y protagonista en la Semana Santa del Bajo Aragón.

Historias y leyendas de la Semana Santa de Málaga

En concreto hay dos historias especialmente llamativas en la Semana Santa de Málaga. La primera, el indulto a un preso por parte de “El Ríco”, tradición basada en una pragmática real de Carlos III, dictada tras una epidemia de peste en 1756 que incidió gravemente entre la población y ocasionó la suspensión de las procesiones de Semana Santa de 1759. Los reclusos de la cárcel de Málaga de ese momento decidieron sacar la imagen de El Rico en procesión, pues se declaraban devotos. Y desde entonces hasta la actualidad

Y otra tradición es la Novia de Málaga, María Santísima del Rocío. En el año 1931, se bendijo la escultura de esta Virgen, talla del valenciano Pío Mollar Franch. El Martes Santo de ese año, María Santísima del Rocío procesionó triunfalmente por primera vez junto a Jesús de los Pasos en el Monte Calvario. Vestida completamente de blanco, con los ropajes cerrados hasta el cuello, su halo de doce estrellas, su larga cabellera, mirada baja y con las manos abiertas hicieron que el pueblo malagueño la llamara popularmente ‘La Novia de Málaga’. 

La Procesión de los Borrachos, Cuenca

Es también conocida como La Procesión de las Turbas y también tiene lugar durante la madrugada del Viernes Santo. Lo curioso de este acontecimiento anual, es que los turbos beben el famoso licor de Cuenca, comúnmente llamado “resolí”, mientras se burlan de la imagen del redentor, obstaculizando su paso, y hacen sonar sus desafinadas trompetas.

La idea de esta procesión, al contrario de lo que pueda parecer, es rememorar siempre desde el respeto las burlas que sufrió Jesucristo en su camino hacia el monte Calvario antes de su sacrificio.

La Procesión de las Turbas ha sido declarada de Interés Turístico Internacional.

La Danza de la Muerte en Verges, Girona

Esta tradición se vive desde la Edad Media, aunque los primeros registros de esta fiesta se remontan al año 1666. Tiene su razón de ser en la peste negra que aquejó a la zona durante este periodo histórico. Tiene lugar la noche del Jueves Santo: diez personas disfrazadas de esqueletos bailan al son de un timbal con el fin de recordar a los fallecidos por la peste negra y el breve paso del tiempo.

Después se desplazan en procesión y proyectan sus sombras allá por donde van pasando. Esta fiesta ganó popularidad gracias al cantautor Lluís Llach.

Una imagen de raza negra en Zamora

La Semana Santa de Zamora tiene infinidad de personajes representados en su imaginería, pero solo uno de raza negra. Y, como curiosidad, la figura pertenece a un grupo escultórico de la cofradía más antigua de la Semana Santa zamorana. Dos pistas más: el paso salió por primera vez en procesión en 1926 y es obra de Ramón Núñez Fernández.

Hablamos de la cofradía de la Santa Vera Cruz Disciplina y Penitencia que procesiona cada Jueves Santo a partir de las cuatro y media de la tarde. Miles de hermanos lucen su terciopelo morado y cíngulo amarillo entre los numerosos grupos escultóricos que conforman el desfile procesional. Uno de ellos es el que posee el único personaje de raza negra de la Semana Santa de Zamora: el paso de ‘La Sentencia’ de Jesús Nazareno

¿Por qué siempre llueve en Semana Santa?

Esto es más una sensación algo exagerada a veces que una realidad, pero hay una explicación científica de por qué suele llover en Semana Santa, un periodo, además, que está marcado por festividades que se celebran al aire libre, como las procesiones.

Estos festejos se desarrollan durante un momento del año en el que se producen las primeras tormentas en España, por lo que en algún lugar del país es probable que caiga siempre alguna gota.

Además, se junta con dos aspectos. El fenómeno de la "gota fría" (se da al inicio de la primavera) coincide con un período de 10 días en el que las borrascas procedentes del norte de Europa chocan contra masas de aire cálido, lo que desemboca en las lluvias que suelen producirse en abril, es decir, cuando suele caer Semana Santa.

Sumado a esto, sucede que, desde el equinoccio de primavera, cuando los días comienzan a ser más largos que las noches, el tiempo se vuelve más inestable, con posibles e inesperados cambios en el clima.

Comparte esta noticia

Últimas fotogalerías

Sección: espana

Subsección: sociedad

Id propio: 79164

Id del padre: 140

Vista: article

Ancho página: 0

Es página fotos: 0

Clase de página: noticia