Jueves, 20 de Junio de 2019
Buscar
Muy nuboso
11 °C
El tiempo HOY

reportajes

"Hace falta dinero; no buenas palabras"

Luis Rey, entrevista de cerca

Tres décadas después al PSOE le toca llevar las riendas de la Diputación provincial, con un gobierno en minoría que tendrá que hacer camino al andar. Para conseguirlo, el elegido ha sido Luis Rey. Su objetivo es consensuar un gran proyecto estratégico para la provincia.

Afronta con ilusión un reto que considera apasionante como el de sentar las bases, de la mano de todos los interlocutores sociales y económicos, las grandes líneas que deben servir para el desarrollo de una provincia que languidece.

- ¿Cómo ha sido la adaptación? ¿Y la herencia? ¿muchas sorpresas?
- No, no... La entrada nunca es fácil, después de 30 años de gobierno de la derecha en la institución. No es fácil pero es un reto apasionante y en la calle se siente la expectativa de un cambio posible en la provincia. Hay algunos capítulos de la gestión de la Diputación, que observáremos para ver de dónde venimos pero no tenemos ninguna duda de que las cuentas son claras.

- En qué cambiará la Diputación, de entrada?
- Hay que hacer tres labores iniciales. Una: abrir la Diputación a todo el mundo, dar una participación que no ha existido en los últimos años. Y hay una fase de modernización, que facilite también el acceso de toda la provincia a la institución. Y hay una tercera fase, donde tendremos que analizar el proyecto político a corto, medio y largo plazo. Se ha funcionado prácticamente de año en año y hay que hacer un gran proyecto estratégico para esta provincia con todos los colectivos y aprovechar las pocas oportunidades que nos quedan de romper esa tendencia demográfica negativa en la provincia.

- En el acuerdo con Ciudadanos, hay puntos programáticos pero no plazos ¿supone poco compromiso?  
-Creo que es lo contrario. El acuerdo con Ciudadanos parte de la premisa de hacer un proyecto estratégico colaborativo y pensando no en el corto plazo. Lo primero es el proyecto y luego fijar los plazos y los objetivos, a sabiendas que el ejercicio presupuestario de este año está prácticamente comprometido.

-No es un acuerdo de legislatura, sino de investidura ¿se teme que todo se quede a medio camino, con unas generales por medio?
- Espero que no se produzca un cambio en Ciudadanos. Es verdad que sólo es un acuerdo de investidura, pero con mucho fondo. Los plazos habrá que fijarlos todos los años presupuestariamente; es lo que tendrá que marcar el mantenimiento del acuerdo. Pero tiene mucho contenido, y si se va cumpliendo, entiendo que debe garantizar la estabilidad del gobierno.

-¿Cuándo estará  definido el proyecto de provincia? ¿Será muy diferente al estudio de Arufe?
- Esta provincia está extraordinariamente diagnosticada. Lo que hay que ponerle son soluciones. El futuro tiene que pasar por que haya medidas específicas de otras administraciones y probablemente con fondos europeos para invertir la tendencia de la provincia. Lo hemos visto con las ayudas de Reindustrialización. Hacen falta medidas de este tipo y otras muchas más en desarrollo rural y otros campos. Falta dinero a proyectos.  Aportación económica real, no buenas palabras.

- La Diputación ha presumido en la anterior legislatura de deuda cero ¿se endeudará ahora con el PSOE en el Gobierno?
- En el acuerdo con Ciudadanos se dice expresamente que esta institución se podrá endeudar siempre que sea para luchar contra la despoblación, para inversiones productivas y que generen empleo. Lo de deuda cero fue un error; amortizar 10 millones de euros en estos últimos años, a cuenta del remanente de tesorería, cuando se pagaban 100.000 euros de intereses al año en un presupuesto de 45 millones. Había que haber apostado por inversiones. Esa deuda cero ha supuesto que la Diputación se vaya a quedar, cuando acabe este ejercicio, prácticamente sin remanente para ejecutar nuevas propuestas de inversión.

"Hace falta dinero; no buenas palabras"

De historia
De Delicias a Soria

A Luis Alfonso Rey de las Heras (Valladolid, 1967) le ha marcado el barrio obrero e inmigrante en el que se crió y educó: Las Delicias, desarrollado en torno a la factoría de Renault. Allí decidió que su vocación era defender a los trabajadores y estudió para ello Derecho. A Soria llegó como abogado laboralista de CC.OO. y desde allí saltó a la política como fundador y secretario provincial de Nueva Izquierda hasta su integración en el PSOE. Mano derecha ¿o izquierda? de Carlos Martínez desde que éste asumiera la secretaría provincial y la alcaldía de Soria, Rey conoce desde la oposición el Ayuntamiento de Ayuntamientos desde 2003.  Ahora le toca gobernar.

Comparte esta noticia

Últimas fotogalerías

Se cerrará en segundos

Sección: reportaje

Subsección: reportaje

Id propio: 3418

Id del padre: 44

Vista: article

Ancho página: 0

Es página fotos: 0

Clase de página: noticia

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies. Ver política